Practicando la gratitud en la empresa familiar: una estrategia efectiva para aumentar tu nivel de felicidad

Imagen: Freepik
Imagen: Freepik

En el artículo anterior decíamos que un 40% de nuestra felicidad depende de nuestro comportamiento. Es decir, la clave de la felicidad no reside en cambiar nuestros genes (lo cual resulta bastante difícil a día de hoy) o nuestras circunstancias de vida (volvernos ricos, famosos o mudarnos a otra ciudad); la clave de la felicidad, parece radicar en nuestras actividades diarias intencionadas, según indican las investigaciones [1].

En este sentido, la manera en que pensamos acerca de nuestra vida determina en gran medida nuestro nivel de felicidad. En otras palabras, podemos tener una vida que para los demás puede parecer espléndida, mientras que nosotros la convertimos en un pequeño infierno, centrándonos en todo lo que nos falta y todo lo que no va bien. En la situación opuesta, podemos tener una vida que para muchos puede parecer “difícil” pero nosotros la percibimos como una aventura, centrándonos en todo lo que sí tenemos, poniendo nuestra atención en los aspectos positivos de nuestra realidad. Y es que lo que pensamos de nosotros mismos y el mundo que nos rodea resulta más importante para nuestra felicidad que nuestras circunstancias vitales [2].

Si formamos parte de una familia empresaria, la visión que tengamos acerca de la empresa familiar afectará directamente a nuestro nivel de felicidad. Esto se debe a que la empresa familiar es una parte importante de nuestra identidad. Dicho de otra manera, una visión negativa o poco apreciativa de la empresa familiar puede llegar a reducir nuestro nivel de bienestar mientras que una mirada positiva hacia el proyecto familiar nos ayudará a elevar nuestro nivel de bienestar.

«Una visión positiva de la empresa familiar nos ayudará a elevar nuestro nivel de bienestar.»

En este artículo explicaremos brevemente una de las estrategias que nos puede ayudar a transformar la visión que tenemos acerca de la empresa familiar y de nuestra vida en general: expresar gratitud.

Oportunidad #1 para aumentar tu felicidad: Expresar gratitud

Expresar gratitud significa mucho más que decir “gracias”. Robert Emmons, uno de los investigadores más importantes sobre la gratitud la define como “la sensación de maravillarse, agradecer y apreciar la vida” [3]. Practicar la gratitud significa centrarnos en el momento presente , apreciando nuestra vida tal y como es, así como todo aquello que ha contribuido a tener la vida que tenemos en este momento. Las personas que tienen el hábito de expresar gratitud son generalmente más felices, tienen más vitalidad, visualizan el futuro con mayor optimismo y experimentan emociones positivas con mayor frecuencia [4].

En el contexto de la empresa familiar, desarrollar el hábito de expresar gratitud  puede contribuir al éxito y la armonía del proyecto familiar. En primer lugar, la gratitud nos ayuda a saborear las experiencias positivas relacionas con la empresa familiar. Al deleitarnos con los regalos que nos brinda el proyecto familiar, seremos capaces de experimentar la máxima satisfacción y  disfrute que supone formar parte de una familia empresaria.

Del mismo modo, al expresar gratitud hacia la familia empresaria y la empresa familiar reforzaremos nuestra autoestima, al darnos cuenta de todo lo que las generaciones anteriores han hecho por nosotros y todo lo que hemos construido juntos para las próximas generaciones.

La gratitud también nos permitirá afrontar los momentos difíciles y de crisis en la empresa familiar dotándonos de la capacidad para reinterpretar los eventos de una manera más positiva. Y esto se debe a que la gratitud tiene la capacidad de neutralizar estados psicológicos negativos como la envidia, la avaricia, la hostilidad, la preocupación y la irritabilidad [5].

Asimismo, la gratitud nos lleva naturalmente a ayudar a los demás, ya que apreciamos todo lo que tenemos y sentimos la necesidad de devolver a la sociedad aquello que nos ha brindado. A través de la gratitud, nos será más fácil desarrollar relaciones interpersonales más sanas y profundas, un elemento clave para mantener un clima familiar positivo.

Por último, la gratitud nos ayuda a evitar que dediquemos tiempo a compararnos con los demás. Si nos sentimos genuinamente agradecidos por todo lo que la empresa familiar nos ha dado, la necesidad de compararnos con los demás o el sentimiento de envidia disminuirá significativamente.

«Existen varias estrategias para practicar la gratitud conscientemente en nuestra vida diaria y sería realmente provechoso para ti y para tu empresa familiar que encontrases las que mejor se adapten a ti».

Tres estrategias para expresar gratitud en la empresa familiar

Pero, ¿cómo podemos desarrollar el hábito de vivir con gratitud en la empresa familiar? Desarrollar el hábito de expresar gratitud hacia la familia empresaria y la empresa familiar requiere motivación, esfuerzo y compromiso. Las estrategias para lograrlo dependen de uno mismo y debemos elegir las que mejor nos funcionen. A continuación exponemos tres estrategias que son efectivas para aumentar nuestro nivel de bienestar, según investigaciones recientes [6]:

  1. La agenda de gratitud: si te gusta escribir, esta estrategia es perfecta para ti. Elige un momento del día para reflexionar y una libreta que tengas a mano. Puede ser a primera hora de la mañana, mientras nos desplazamos al trabajo, después de comer, antes de dormir o cuando nos resulte más cómodo. Escribe de tres a cinco cosas por las cuales te sientas agradecido, al menos una de ellas debe estar relacionada con la empresa familiar. Puedes escribir desde la cosa más cotidiana (por ejemplo,  mi hermano me envió la agenda de la reunión familiar, la ducha está arreglada, etc.) hasta cosas más trascendentales (por ejemplo, mi primer día de trabajo en la empresa familiar, la belleza del amanecer, etc.). Puedes realizar este ejercicio desde una vez por semana hasta diariamente, lo importante es que te sientas cómodo y que la estrategia no pierda su frescura.
  1. Reflexionar sobre todo aquello que tenemos: la manera de contemplar todos los regalos que nos da la vida dependerá de nuestra personalidad, nuestras metas y nuestras necesidades. Para aquellos que no disfruten escribiendo un diario de gratitud, una estrategia alternativa puede ser elegir un momento del día para contemplar cada una de las cosas por las que nos sentimos agradecidos, y quizás reflexionar acerca de por qué nos sentimos agradecidos y qué aspectos relacionados con la empresa familiar enriquecen nuestra vida.
  1. Expresar gratitud de manera directa a otra persona: una de las estrategias más eficaces es expresar gratitud directamente a una persona ya sea por teléfono, a través de una carta, un e-mail o cara a cara. Si al leer esto viene a tu cabeza una persona en particular a quien no le hayas dado las gracias directamente, esa es la persona indicada: escribe una carta ahora mismo y, si es posible, léele la carta en persona. Puedes aprovechar una ocasión especial (cumpleaños, aniversario, etc.) o un día cualquiera. Describe en detalle lo que él o ella ha hecho por ti y el efecto que ha tenido en tu vida. Es importante mencionar que puede haber situaciones en las que escribas una carta de gratitud, pero decidas no enviarla. Según investigaciones recientes, este formato resulta también muy eficaz [6]. Al utilizar esta estrategia, la espontaneidad es clave, para ello debemos desarrollar el hábito de poner nuestra atención en cómo las personas que nos rodean están enriqueciendo nuestra vida.

En definitiva, existen varias estrategias para practicar la gratitud conscientemente en nuestra vida diaria y sería realmente provechoso para ti y para tu empresa familiar que encontrases las que mejor se adapten a tu modo de vida. Cuando sientas que la estrategia está perdiendo frescura o significado, no dudes en hacer modificaciones en el cómo, el cuándo y  la frecuencia con la que expresas gratitud.

Recuerda que tú puedes ser un referente para que las siguientes generaciones aumenten su nivel de felicidad  si logras mirar la empresa familiar a través de las “gafas de la gratitud”.

En el siguiente artículo hablaremos sobre otras tres estrategias que nos ayudarán a seguir aumentando nuestro nivel de felicidad: cultivar el optimismo, evitar pensar demasiado y la comparación social.

Por Lucía Ceja, investigadora de la Cátedra de Empresa Familiar del IESE

 

Referencias

[1] Lyubomirsky, S., Sheldon, K.M., & Schkade, D. (2005). Pursuing happiness : The architecture of sustainable change. Review of General Psychology, 9, pp. 111-113.

[2] Lyubomirsky, S. (2001). Why are some people happier tan others?: The role of cognitive and motivational processes in well-being. American Psychologist, 56, pp. 239-249.

[3] Emmons, R.A. & Shelton, C.M. (2002). Gratitude and the science of positive psychology. In Snyder, C.R. & López, S.J. (Eds.). Handbook of Positive Psychology (pp. 459-71). Oxford University Press.

[4] McCullough, M.E., Tsang, J., & Emmons, R.A. (2004). Gratitude in intermediate affective terrain: Links of grateful moods to individual differences in daily emotional experience. Journal of Personality and Social Psychology, 86, pp.295-309.

[5] McCullough, M.E., Emmons, R.A., & Tsang, J (2002). The grateful disposition: A conceptual and empirical topography. Journal of Personality and Social Psychology, 82, pp. 112-127.

[6] Seligman, M.E., Steen, T.A., Park, N., & Peterson, C. (2005). Positive psychology progress: empirical validation of interventions. American Psychologist, 60, pp. 410-421.

 

3 comentarios en “Practicando la gratitud en la empresa familiar: una estrategia efectiva para aumentar tu nivel de felicidad”

  • Luis fernando quiroga y piñeyro

    Luis fernando quiroga y piñeyro dice:

    No puedo menos que estar totalmente de acuerdo con que la clave de la felicidad radica en nuestra actividad diaria y yo me lo digo a mi mismo con mucha frecuencia «soy feliz con mi trabajo diario tratando de hacerlo bien no solo por mi sino por mi familia y por poner mi granito de arena para conseguir una sociedad en general mejor».Ademas me complace decir que desde hace tiempo practico, sin habermelo dicho nadie,las tres estrategias de expresar gratitud,
    Agenda de gratitud,
    Reflexion sobre lo que gracias a Dios tenemos,y
    Gratitud directa a otras personas que tanto nos ayudan en nuestro empeño.
    Las tres importantisimas,gracias por hacerme consciente de ello y recordarmelo con tanto acierto Josep.

    Responder

    • Josep Tàpies

      Josep Tàpies dice:

      Apreciado Luis Fernando,

      gracias por compartir con nosotros tu opinión y tu experiencia. Sin duda, la investigadora Lucía Ceja, que es quien firma el artículo, nos sugiere tres buenas formas de expresar gratitud. ¡Nos alegra saber que las practicas y que te resultan útiles! Y nos alegra también que el artículo te haya servido para valorar aún más estas estrategias.

      Un saludo,
      Josep Tàpies

      Responder

  • Susana Diaz

    Susana Diaz dice:

    Hola, estoy totalmente de acuerdo con lo que dices en tu artículo. Una actitud positiva y de buenas vibraciones hacia los demás y hacia uno mismo es fundamental para cualquier faceta en la vida, entre ellas la faceta empresarial o laboral. Es la única manera de estar centrada en una misma sin que los avatares de la vida te desborden e impidan afrontar las dificultades que van surgiendo en el camino. Una actitud positiva y genera de grupo puede afrontar cualquier situación que aparezca.

    Saludos!

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias relacionadas

[yuzo_related]