Mujeres en puestos de liderazgo: fuente de éxito y longevidad para las empresas familiares

portada-estudioLas empresas familiares ofrecen un entorno idóneo para el desarrollo del liderazgo femenino, según describe una reciente investigación desarrollada por el Cox Family Enterprise Center de la Kennesaw State University.  El estudio se basa en entrevistas a 525 de las empresas familiares de mayor tamaño y más longevas, pertenecientes a los 22 mercados globales más importantes del mundo: Australia, Bélgica, Brasil, Canadá, China, Francia, Alemania, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Holanda, Rusia, Corea del Sur,  España, Suiza, Turquía, Reino Unido, Kuwait, Qatar y Estados Unidos.

Los resultados de esta investigación demuestran que las empresas familiares creen en el valor añadido que supone contar con mujeres en el liderazgo de la empresa.  Como habíamos comentado en el artículo Liderar en femenino: beneficios para la empresa familiar, el liderazgo femenino aporta numerosos beneficios para las empresas familiares: las mujeres tienden a ser líderes transformacionales naturales [1] [2], es decir, que promueven el espíritu de compromiso, la participación de todos, comparten el poder y la información, y son capaces de despertar pasión e inspirar a quienes dirigen, características fundamentales para el éxito de las familias empresarias. Del mismo modo, las mujeres en puestos de liderazgo son naturalmente capaces de gestionar los momentos de crisis [3] (de aquí surge el consejo: “piensa en crisis-piensa en femenino” que suele darse en situaciones límite).

Las empresas familiares ofrecen un entorno idóneo para el desarrollo del liderazgo femenino.

Según nos muestra  este estudio del Cox Family Enterprise Center  [4], las empresas familiares de mayor tamaño y más longevas están promoviendo decididamente la participación de las mujeres en puestos de liderazgo, convirtiéndose así en modelos a seguir por los beneficios que supone la complementariedad hombre-mujer en el liderazgo y el gobierno de todo tipo de empresas.

Esta infografía resume los principales hallazgos  de esta investigación, que desgranamos a continuación:

  • infografia resultados
    Haz clic sobre la imagen para ampliarla

    De promedio, las empresas familiares preparan a 4 mujeres para ejercer cargos de liderazgo: 1 miembro de la familia y 3 externas a la familia.

  • El 55% de las empresas familiares tiene al menos una mujer en su Consejo de administración.
  • El 41% de las familias empresarias asegura que en los últimos tres años las mujeres han mostrado un mayor interés en asumir cargos de liderazgo en la empresa
  • El 70% de las empresas familiares están considerando a una mujer para ocupar el puesto de CEO. España se encuentra entre los 9 países en los que más empresas familiares se están planteando que su próximo CEO sea una mujer. (La proporción de mujeres que ocupa puestos de CEO a nivel mundial es de 3,9% [5]).
  • El 22% de los miembros del equipo directivo está compuesto por mujeres.
  • El 16% de los miembros del Consejo de administración son mujeres (a finales de 2013, el promedio de mujeres presente en Consejos de administración a nivel mundial era de 12,7 [4]).
  • En el 8% de los Consejos de administración de empresas familiares, la mitad de sus miembros son mujeres.

Estos resultados sugieren que las empresas familiares crean de forma natural ambientes de trabajo propicios para el desarrollo del liderazgo femenino. El hecho de tener como ejemplo a mujeres accediendo a puestos de liderazgo parece estar inspirando cada vez más a las mujeres de las siguientes generaciones de la familia empresaria a prepararse como líderes de sus compañías. Dicho de otro modo, cuantos más puestos de liderazgo estén en manos de mujeres, mayor será el número de mujeres que deseen optar a estos puestos.

Cuantos más puestos de liderazgo estén en manos de mujeres, mayor será el número de mujeres que deseen optar a estos puestos.

Otro dato interesante es que las empresas familiares de mayor tamaño y más longevas tienen mayor interés en promover el liderazgo femenino,  con el fin de mantener un ambiente de trabajo positivo y de fomentar el compromiso y la responsabilidad entre los accionistas.

Numerosos estudios previos han demostrado que las mujeres en puestos de liderazgo tienen un efecto positivo en las labores de filantropía y responsabilidad social corporativa, así como en el cuidado del medio ambiente y de la comunidad en la que la empresa opera [6]. Este tipo de actividades genera un refuerzo positivo que lleva a que más mujeres, especialmente las millennials (las que han nacido entre las décadas de los 80 y finales de los 90 del siglo XX), quieran formar parte de la empresa familiar,  lo cual aumenta la capacidad de estas empresas para atraer y retener  talento.

Las empresas familiares se están convirtiendo en modelos a seguir en cuestión de complementariedad hombre-mujer en el liderazgo y gobierno de las compañías. Su  longevidad y éxito a través del tiempo muestran por qué se deben dar más oportunidades de liderazgo a las mujeres, así como los numerosos beneficios que supone liderar en femenino en el mundo laboral y empresarial.

Por Lucía Ceja, investigadora de la Cátedra de Empresa Familiar del IESE

 

Referencias

[1] Hernández-Bark, A.S., Escartín,  J., & van Dick, R. (2014). Gender and Leadership in Spain: A Systematic review of some key aspects. Sex roles, 70, 522-537.
[2] Hernández-Bark, A.S., Escartín,  J., Schuh, S.C., & van Dick, R. (2015). Who Leads More and Why? A Mediation Model from Gender to Leadership Role Occupancy. Journal of Business Ethics, DOI 10.1007/s10551-015-2642-0
[3] Ryan, M.K., Haslam, S.A., Hersby, M.D., & Bongiorno, R. (2011) Think crisis-think female: The glass Cliff and Contextual Variation in the Think manager-think male stereotype. Journal of Applied Psychology, 96, 470-489.
[4] Women in Leadership: The Family Business Advantage. Special Report base don a Global Survey of the World’s Largest Family Businesses.  2015, Family Business Center of Excellence.
[5] The CS gender 3000: Women in senior management Credit Swiss Research Institute , September 2014
[6] Rachel, S., Foust-Cummings, H., Francoeur, C., & Labelle, R. (2015) Companies Behaving Responsibly, Gender Diversity on Boards, Catalyst, 2015.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias relacionadas

[yuzo_related]